La Tola


El Diablo Ocioso

Este personaje ha sido identificado en varios sectores de la ciudad porque se lo podía encontrar en todo Quito vendiendo humitas, tamales de gallina y quimbolitos. Vivió en la casa de Daniel Guerrero y luego en El Panecillo.

El “diablo ocioso” salía a vender los tamales y los quimbolitos a las 7 de la noche para subsistir. Cuando los muchachos le gritaban “diablo ocioso”, perdía la razón. Mientras perseguía a los malcriados para defender su dignidad, otro muchacho le robaba los quimbolitos del canasto que dejaba abandonado. Así, los guambras de La Tola merendaban de lo más sabroso.


4 comentarios so far
Deja un comentario

Muy Bueno, sigan adelante.

Comentario por Pablo Velez Ibarra

Gracias por el comentario, los Gestores Culturales estamos complacidos con la respuesta de la gente y agradecemos mucho el apoyo que nos brindan.
mauroadc@hotmail.com

Comentario por Mauricio Gallegos

Saludos. quisiera saber como subo fotografias de La Tola. Ten un album que pertenecio a mi pafre con unas fotos de antologia. Les felicito. Sigan adelante.

Comentario por Juan Ocaña

me gusta por ser una lectura

Comentario por stefani




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: